+34 968 89 15 19

Una experiencia de voluntariado muy gratificante

Digital StillCamera
Nos escribe Pilar, directora del proyecto de cooperación ITER

Les escribimos desde Honduras, donde nos encontramos desde el 28 de Julio con nuestros 2 hijos, trabajando con ITER, en un proyecto de formación y capacitación en el cultivo de hortalizas, de niños y jóvenes de un Orfanato de NPH. Y les escribimos llenos de entusiasmo y optimismo del que queremos hacerles partícipes.

A nuestra llegada teníamos dos propósitos, por un lado poner el invernadero donado por ITER en plena producción, y el otro objetivo, aprovechar la infraestructura existente para formar y capacitar a los niños y niñas del orfanato, y a los jóvenes, en el manejo de un invernadero y en el cultivo de hortalizas. Todo ello en el plazo de 3 meses.

Hoy transcurridos ese tiempo, los 50 niños y niñas con los que iniciamos el curso, tienen un surco con sus hortalizas sembradas y cuidadas por ellos. Todos están entusiasmados con los pequeños frutos de sus plantas y van a ver cómo crecen todos los días.

afirma Pilar.

El invernadero, además de ser un elemento muy útil para realizar las clases y las prácticas, ha sido también muy útil para mejorar la alimentación de los niños del orfanato, hemos podido cosechar ya 406 kg entre pepinos, calabacines, melones, chiles, judías, lechugas y acelga, y esta semana esperamos cosechar los primeros tomates, y las primeras sandías.

Como el principal objetivo del invernadero era didáctico, hemos sembrado 10 tipos diferentes de hortalizas: pepino, judías, tomate, chile ( pimiento), berenjena, calabacín, melón, acelga, lechuga, rabanito y sandía.

PROYECTO FORMATIVO

Este proyecto consiste en dar formación durante un ciclo de cultivo a los niños de NPH para que puedan aprender el manejo de la producción de hortalizas, así como la gestión y administración del invernadero donado por ITER.

Este proyecto se está llevando a cabo en estos momentos y aprovechamos para haceros un breve avance. Como Ingenieros Agrónomos, es toda una satisfacción poder enseñar a los chicos y jóvenes cómo producir su propio alimento, y saber que los 4 jóvenes que han trabajado con nosotros estos 3 meses, han decidido estudiar el bachillerato agropecuario el próximo año, con deseos de poder cursar estudios de Agronomía en la Universidad.

En nuestros 15 años de experiencia en diferentes programas de Cooperación, nunca habíamos logrado en tan corto plazo de tiempo, 3 meses, tantas satisfacciones y resultados positivos.

comenta Pilar.

Y ha sido tal la insistencia de los propios niños y jóvenes que hemos tenido que prorrogar nuestra estancia por 2 meses más, todo ello ha sido posible gracias al apoyo y al financiamiento de ITER.

En nombre de los todos los niños y niñas queremos expresar su gratitud y agradecimiento a todos los colaboradores y socios de ITER, a todas las empresas colaboradoras, que han apoyado y nos han ayudado a realizar este proyecto.

En esta ocasión sí podemos afirmar que nuestros sueños y planes, allá por el mes de Mayo y Junio, se han visto realizados. Todos los esfuerzos y fondos invertidos en este tipo de proyectos son los que merecen sin duda la pena realizar.

Por último queremos agradecer a NPH Honduras y a todo su personal, su ayuda, colaboración, entusiasmo y entrega.

Ayúdanos a ayudarles

Colabora con nosotros para que podamos seguir realizando Proyectos Agrícolas Educativos que beneficien a los niños.